Con los primeros días de diciembre, guste o bien no, llega el conocido “balance de final de año”. Es un instante bisagra entre lo que viene y lo que se va, cargado de sentimientos intensos de angustia y felicidad al mismo tiempo. Algo de eso le sucedió a Lali Espósito el martes en Montevideo, donde en pleno espectáculo quebró en llanto ante miles y miles de personas.

Parada en el medio del escenario en el Teatro del Verano, la actriz y vocalista no pudo contener las lágrimas. El final de Esperanza Mía, el cierre de A danzar tour en el Luna Park, el lanzamiento de su segundo álbum Soy, el éxito de la canción homónima, la apertura del Soy tour, el protagonista en Permitidos y la relación con Mariano Martínez van a ser solo un puñado de los acontecimientos del año que se le cruzaron por la cabeza a Lali en esos minutos de agitación emocional.

“Fue un año de muchas cosas para mí, en lo profesional y en lo personal”, alcanzó a decir, y despertó el lamento de los miles y miles de entusiastas que empezaron a alentarla al grito de “te amo” o bien “sos lo más”. “Siempre y en toda circunstancia estuvieron ahí, bancándome, mil gracias”, agregó. Secándose los ojos, y en medio de la ovación, continuó: “Yo sé quién soy y saben quién soy, como dice la canción, mil gracias, de corazón”.

Quizás, el momento más duro del año para Lali fue el final de la relación con Martínez, que acabó con la filtración de un audio en el que se escuchaba al actor charlar mal de su entonces reciente ex pareja. Entre otras muchas cosas, se lo escuchaba decir: “Es una deplorable esa piba, más mala. Muy mala, una despechada, muy, muy mala esa piba”.

Y muchos fanes, especularon con que las lágrimas de su ídola tuviesen que ver con esa ruptura, dado que Lali tuiteó un misterioso mensaje el primer día de la semana 5, un día ya antes de su espectáculo en Montevideo y el mismo día que Martínez cumplió años. “Gente que ama rapidísimo, gente que detesta por nada”, escribió. Lo cierto, por fin de cuentas, es que esas son especulaciones y que la multifacética artista tiene muchos más motivos por los que celebrar que por los que angustiarse.

SHARE
Previous articleQue tipos de flequillos hay